El gordo fachas planeaba ser gobernador… ¡cuando Humberto era candidato!

Secretos de Familia (capítulo XXVIII).

Por. Adrián Garza Pérez.-

humberto3

Lo político y el Plan (siempre el Plan), sacudían “el equipo estatal” y daban sitio a alfiles del mañana. Y miren si no, Rubén Moreira “es destapado” como candidato a diputado federal, lo son con él: Héctor Franco López, Hugo Martínez González, Miguel Riquelme Solís y Héctor Fernández Aguirre, todos salen del gabinete. Para relevar al dócil agrónomo Héctor Franco llega el agrónomo Francisco Martínez Avalos (Paquín). Para relevar al agrónomo Héctor Fernández (hijo del ex gobernador Braulio Fernández), llega Román Alberto Cepeda González. Horacio Del Bosque Dávila había dejado el liderato del congreso (entregaba la batuta a Fernando De las Fuentes Hernández), y hábil, tomaba las riendas de la  secretaría de obras públicas, relevando a Hugo Martínez.

Lacho (qepd), aun siendo un político tan cercano a Enrique Martinez y Martínez, se había convertido en asesor especial del profe. Era un negociador y trataba de remedir la distancia entre el ex gobernador y el suertudo sucesor. Poco tiempo después (julio del 2010) Horacio sufriría un trágico y extraño accidente aéreo, ahí perdería la vida junto a otros funcionario y la tripulación. (En aquella fecha infausta, fui testigo del homenaje, de cuerpo presente, a Horacio en el patio central de Palacio de Gobierno. El gobernador Moreira enjugaba sus lágrimas, incontenibles, para luego, decir palabras muy sentidas, advirtiendo que pocas he escuchado de él).

Aquí vale la pena recordar… Humberto no tenía los méritos suficientes para ser gobernador, brincó el “consabido escalafón” y dejó en el camino a varios políticos maduros y con trabajo de fondo y de muchos más años. El gordo fachas fue quien presionó a Humberto para romper con Enrique, su hacedor, a quien debía y deben todo (Rubén el gordo, ya planeaba ser el sucesor; usaría la popularidad de su hermano para logar el voto, su atufado y malévolo estilo nuca permearía por si solos). Luego, por ello, de común acuerdo entre hermanos, el gordo fachas iniciaba la cacería, el exterminio de los grupos políticos estatales. No debía quedar ninguno unido ni fuerte, solo ellos quedarían como bastión transexenal. Nunca he entendido porque estos grupos y coequiperos no les han cobrado las cuentas a Los Moreira (quizás este ahora, sea el momento propicio).

Aprovechando la sacudida del gabinete, Javier Villarreal Hernández es encumbrado a la secretaría de finanzas, en tanto Jorge Torres se va a desarrollo social. Las fichas e acomodaban antes de la salida del gordo del gabinete.

Jaime Castillo Garza dejaba la SEP y era relevado por Samuel Rodriguez. Samuel dejaba el PRI que recibió desde la campaña de su jefe Humberto). Jesús Torres Charles asumía la fiscalía especial y fausto Destenave se iba al CEAS.

Ruben Moreira Valdéz (ahora ya era: “don gordo fachas”), juntaba la dirigencia del PRI con la diputación federal.  Ahí empezó la precampaña.

Continuará.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s